Trufquén, crea una nueva línea de productos por medio de la fusión de 2 oficios artesanales de manufactura local de nuestro país: la alfarería en greda de la localidad de Pomaire y el oficio de Soplado de cristal a boca. Por medio de la cohesión de dos materialidades completamente distantes la una de la otra, utilizando las materias primas originales, y con el proceso productivo artesanal de antaño, ciento por ciento a mano, son piezas únicas en Chile con un alto valor estético cultural y patrimonial.